alt=""

Uno de los temores más grandes entre los dueños de pene es el no poder mantener una erección al momento de tener sexo. Algo importante que discutir es que una falta de erección no es lo mismo que tener impotencia. La segunda, por lo general puede ser síntoma de otro problema de salud no diagnosticado.

La erección comienza con el pensamiento, permitiendo que se conecte a la excitación y se refleje en la erección del pene. En otras palabras, comienza en el cerebro.

Posibles causas:

  1. Estrés
  2. Ansiedad por experiencias previas
  3. Falta de descanso
  4. Interacción de algunos medicamentos
  5. Un distractor en el momento

Si es momentáneo, no se le considera clínicamente como una disfunción. Ahora bien, hacer cambios de hábitos saludables puede ayudarte.

Algunos son:

  1. Ejercicio al menos tres días a la semana
  2. Descansar
  3. Llevar hábitos alimenticios saludables
  4. Tener una comunicación con tu pareja sobre la situación

¿Cómo manejar este asunto con tu pareja?

Comienza por no dejar de tener contacto sexual por la falta de erección. Utiliza tus manos, lengua, labios, juguetes o lo que tengas a tu disposición para continuar satisfaciendo a tu pareja y mantenerte conectado al momento.

Conversa con tu pareja sobre cómo te hace sentir esto y qué cosas podrían intentar hacer cuando suceda, para que no interrumpa el objetivo de compartir como pareja.

No estás solo. Se estima que 1 de cada 2 personas con pene experimentará falta de erección alguna vez en su vida. Una falta de erección momentánea, no es igual a una disfunción sexual. Se considera una disfunción cuando ocurre más del 70% de las veces y que el problema ha estado presente por 6 meses o más.

Existen opciones como cremas, suplementos naturales y otros recetados, estrategias de manejo de estrés como el “mindfulness” y hasta algunos juguetes que te pueden ayudar.

Un complemento para tu erección puede ser este anillo vibrador. Te ayudará a mantener la erección gracias a la presión concentrada de sangre que mantiene desde la base del pene. De paso tiene una balita vibratoria para que la compartas con tu pareja.

Si con el tiempo observaras que tu situación continua o el problema aumenta, es recomendable que visites a un médico especialista para que te ordene análisis de sangre y examine si hay posibles causas biológicas. Lo importante es que no te quedes de brazos cruzados y te sientas satisfecho con las opciones que vayas explorando para tu placer.

Si deseas obtener ayuda profesional, puedes contactarme aquí.